Este sitio emplea cookies de Google para prestar sus servicios, para personalizar anuncios y para analizar el tráfico. Google recibe información sobre su uso de este sitio web. Si utiliza este sitio web, se sobreentiende que acepta el uso de cookies. Entendido | Más información
Notas del archivo 'Álbumes (históricos: hasta 1940)' :: bienvenidosalafiesta ::    
bienvenidos a la fiesta
Archivo por temas:
RodchenkoAnimales.jpg
miércoles, 19 de abril de 2017

Una de las pequeñas mejoras en las nuevas ediciones de los «apuntes para unas clases de álbumes ilustrados» son las referencias a un libro ilustrado al que se suele llamar precursor de otros y que se ha publicado hace muy poco en castellano: Animales animados, preparado con fotografías de Aleksandr Ródchenko y Várvara Stepánova para ilustrar unos poemas de Serguëi Tretiakov. En realidad, no fue precursor de nada pues el libro como tal no se publicó y ni siquiera lo hicieron las imágenes en la revista en la que se anunció (El nuevo frente de izquierda de las artes, se llamaba). Su edición como libro tuvo lugar, por primera vez, en Alemania en 1980.

Sin embargo, tiene mucho interés (al menos para gente como yo), el hecho de que fuera un primer intento de preparar ilustraciones con fotografías; la forma en la que se construyeron unas figuras de animales en papel a partir de figuras geométricas —círculos, conos, rectángulos…—, y en cómo se dispusieron esas figuras en una especie de teatrillos; el talento del fotógrafo para, con pocos medios, buscar iluminaciones que provocaran fuertes sombras y aumentar así los efectos dramáticos.

Llama la atención que Ródchenko, que nunca volvió a intentar nada semejante, viera tan claras las posibilidades que, para contar historias en libros ilustrados, abría la fotografía; y para ver, también, que con poquísimos medios —como los niños, por otra parte—, era posible construir un poderoso edificio imaginativo. Los poemas de Tretiakov, pensados al ver jugar a su hija, tratan sobre dos niños que se imaginan ser distintos animales; no sé cómo suenan los originales, pero las versiones en castellano no tienen demasiado tirón.

Un buen apéndice, maquetado conforme a un estilo vanguardista propio de los años treinta, da mucha e interesante información sobre los autores y el proceso de confección de las ilustraciones por parte de Ródchenko y Stepánova.

Aleksandr Ródchenko y Várvara Stepánova (fotografías), y Serguëi Tretiakov (poemas). Animales animados (Samozveri, 1926; Animaux à mimer, 2010). Barcelona: Gustavo Gili, 2012; 42 pp.; col. Los cuentos de la cometa; trad. de Marta Rebón y Ferran Mateo; ISBN: 978-84-252-2566-6. [Vista del libro en amazon.es]

Enviar Imprimir
BrownWeisgardNoisy2.jpg
lunes, 30 de marzo de 2015

Hay una familia de álbumes que juegan, de distintos modos, con la representación y reproducción de sonidos. como, por ejemplo: Listen! Listen!, Chispas y cascabeles, Polar Bear, Polar Bear, What do you hear?, Vamos a cazar un oso... Y recientemente vi que no había puesto aquí el álbum que, por lo que yo sé, es el primero de ese tipo: The Noisy Book, de Margaret Wise Brown y Leonard Weisgard. Además, luego comprobé que se ha publicado recientemente un volumen que reúne tres álbumes de los mismos autores con esa idea.

El primero, el único que yo conozco y que fiché hace tiempo, trata sobre un perro llamado Muffin al que el veterinario le ha de poner una venda en los ojos. Pero Muffin va oyendo toda clase de sonidos —primero en la consulta del veterinario; luego en la calle, los grandes ruidos primero y los pequeños ruidos después— y los va identificando todos… salvo uno. Así que son libros para divertirse, compartiéndolos y teatralizando los sonidos, por un lado, pero también, como todos los que tienen la intención de ayudar a los niños a «descubrir el mundo» que les rodea, son libros que les sirven para reconocer y nombrar las cosas. Las ilustraciones son económicas y tienen mucho colorido. Advierto que, como es lógico, los sonidos son en inglés: «tick, tock», el reloj; «snip, snap», las tijeras; «chirp, chirp», los pájaros; «patter, patter», los pies de la gente al andar…, etc.; que, como corresponde a los años en que se confeccionaron los álbumes, algunas escenas y sonidos no son ya familiares; y que los muy preocupados por la representación actual políticamente correcta de hombres y mujeres pueden encontrar, como les suele ocurrir, motivos para la queja.

Leonard Weisgard. The Noisy Book (1939). Texto de Margaret Wise Brown. New York: William R. Scott, 1939; 44 pp. Hay una edición reciente, titulada The Noisy Book Treasury (que contiene los tres libros de la serie: The Noisy Book, The Indoor Noisy Book y The Quiet Noisy Book), en Dover Children's Classics, 2014; 128 pp.; ISBN: 978-0486780283. [Vista de esta edición en amazon.es]


Enviar Imprimir
WenzVietorDiezA2.jpg
lunes, 12 de marzo de 2012

Diez angelitos
,
de Else Wenz-Viëtor, una popular ilustradora alemana de principios del siglo XX, es un antiguo álbum navideño que merece ser conocido porque tiene gracia y porque su composición con troquelados es muy hábil.

Enviar Imprimir
SmithNoahArk10.jpg
lunes, 13 de febrero de 2012

A quienes estén interesados en la historia de los álbumes les gustará conocer los de E. Boyd Smith, uno de los primeros autores de álbumes en los Estados Unidos: muchos de sus libros están disponibles en la red. Y las imágenes del más importante también: The Story of Noah’s Ark.

Enviar Imprimir
NicholsonPirateTwins.jpg
martes, 10 de enero de 2012

He podido ver recientemente dos álbumes antiguos que conocía por referencias y por ilustraciones aisladas: Clever Bill y The Pirate Twins, de William Nicholson. Del segundo decía Maurice Sendak que tal vez era el mejor y el más original de los primerísimos álbumes de la historia...

Enviar Imprimir
SlobodkinaCapsSale2.jpg
lunes, 11 de julio de 2011

Otro álbum clásico de los años cuarenta: Caps for sale, de Esphyr Slobodkina. Está basado en un gracioso cuento popular cuyo contenido y estructura impone un ritmo narrativo perfecto a las imágenes y cuyo texto tiene la sonoridad apropiada para la lectura en voz alta.

Enviar Imprimir
GramatkyLToot.JPG
lunes, 4 de julio de 2011

Un álbum de los años cuarenta: Little Toot, de Hardie Gramatky. En él se ve que ya entonces se veían algunos avances técnicos con preocupación nostálgica. Además, trata bien el tema, tan idealizado en el mundo del deporte, del viejo veterano al que todo el mundo da por amortizado pero que ha de volver en un momento crítico para dar una lección inolvidable.

Enviar Imprimir
GagMillionsCats.jpg
lunes, 1 de febrero de 2010

Millions of Cats
,
de Wanda Gág, fue un álbum que introdujo importantes novedades en el modo de concebir los álbumes para niños: ilustraciones a doble página, movimiento de izquierda a derecha siguiendo el camino del protagonista, texto bien integrado con los dibujos en blanco y negro.

Enviar Imprimir
CraneAtHome2.php.jpg
lunes, 4 de enero de 2010

La editorial Flamboyant ha publicado recientemente unos libritos ilustrados del siglo XIX, de distintos autores, titulados Animales Acrobáticos —que me ha recordado a Leslie Brooke—, En casa —en este caso algunas escenas se parecen a las del libro del mismo nombre de Carl Larsson—, El libro con sentido —un intento de imitar a Edward Lear para el público norteamericano—, Lluvias de abril, Terroncitos de azúcar, y Una tarde en el zoo. Hay más información en la página correspondiente de la editorial y al comienzo de cada libro hay explicaciones acerca de la edición original. Cualquier interesado en la historia de los álbumes agradecerá conocerlos. En la red he encontrado la edición original de dos: En casa y Una tarde en el Zoo. Del primero he tomado la ilustración de la derecha.

Enviar Imprimir
McCloskeyPatitos.jpg
lunes, 10 de agosto de 2009

Álbumes norteamericanos históricos: Andy and the Lion, de James Daugherty, y Make Way for Ducklings, de Robert MacCloskey. Son ese tipo de historias que, a lectores acostumbrados a relatos de apariencia más brillante y de construcción gráfica más sofisticada, les pueden parecer pobres pero que, sin embargo, siguen funcionando mucho más que bien: como con las películas de antes que sí, son en blanco y negro, pero soportan bien el paso del tiempo gracias a un buen guión y a una buena realización.

Enviar Imprimir
LeafFerdinando.jpg
martes, 17 de marzo de 2009

Dos importantes autores e ilustradores norteamericanos de los años treinta y cuarenta fueron Robert Lawson y Munro Leaf, autores de Ferdinando el toro, un relato pacifista y antitaurino cuya versión en dibujos animados recibió el Oscar al mejor corto de animación en 1939.

Enviar Imprimir
Ardizzone01.jpg
lunes, 16 de marzo de 2009

William Nicholson
fue un conocido pintor inglés de finales del XIX y principios del XX que puso dos importantes granos de arena en la particular historia de los álbumes: una colección de grabados de animales que inspirarían abecedarios y libros semejantes posteriores, y unos álbumes donde por primera vez se secuenciaban las ilustraciones según un texto que corría por debajo. En las décadas siguientes, Edward Ardizzone fue otro ilustrador inglés cuyo trabajo sería una referencia para muchos colegas y a quien hoy se recuerda, sobre todo, como autor de unos magníficos álbumes con un niño aventurero como protagonista (no traducidos al español, que yo sepa).

Enviar Imprimir
BuschMaxyMoritz.JPG
lunes, 22 de diciembre de 2008

Dos libros históricos. Uno, con un planteamiento rompedor para un libro infantil, fue Pedro Melenas, de Heinrich Hoffmann. Otro, con una original pareja de personajes niños revoltosos hasta la maldad y un modo de contar con imágenes que precede al cómic: Max y Moritz, de Wilhelm Bush.

Enviar Imprimir
NewellCohete.jpg
martes, 9 de diciembre de 2008

Merece aplausos que, después de El libro inclinado, la editorial Thule publique ahora El libro del cohete, otro ingenioso y original álbum de 1912 firmado por Peter Newell.

Enviar Imprimir
Olfers00.jpg
lunes, 5 de mayo de 2008

Actualizo el comentario relativo a Sibylle von Olfers debido a la edición de tres álbumes suyos reunidos en un único volumen: Las más bellas historias de Sibylle von Olfers.

Enviar Imprimir
Newell00.jpg
lunes, 12 de noviembre de 2007

Merece grandes elogios la edición de El libro inclinado, un álbum de 1910 firmado por Peter Newell. Traducir un texto así, manteniendo la versificación, no es una tarea fácil: para mí hubiera sido mejor una edición bilingüe que conservara el original inglés.

Ya puestos a pedir, ojalá se publiquen también los otros libros del autor, también innovadores en diseño y formato, que no conozco: Topsys and Turvys (1893), con ilustraciones que pueden ser vistas al derecho y al revés; The Hole Book (1908), en el que una pistora se dispara en la primera escena y la bala atraviesa todas las páginas; The Rocket Book (1912), en el que se usa el mismo recurso pero esta vez es un cohete el que despega desde un sótano y atraviesa los veintiún pisos del edificio.

Enviar Imprimir
BoutetJArco02.jpg
martes, 6 de febrero de 2007

Otro ilustrador decimonónico más, Maurice Boutet de Monvel, autor de Jeanne d’Arc, un álbum gráficamente asombroso, increíble si nos fijamos en la fecha de su composición. Nunca se ha hecho (que yo sepa) edición en español.

Enviar Imprimir
GreenaFlaut2.JPG
lunes, 27 de marzo de 2006

Una de las ilustradoras históricamente más importantes es Kate Greenaway. Que yo sepa, sin embargo, nunca se ha editado en castellano su versión ilustrada del poema de Robert Browning El Flautista de Hamelín. A ver si alguna editorial se anima (bilingüe, please).

Enviar Imprimir
Beskow-Sol2.jpg
lunes, 6 de marzo de 2006

Otro álbum con valor histórico (y que además puede interesar a los productores de naranjas), recientemente publicado, es El huevo del sol, de Elsa Beskow. De nuevo es una historia de seres pequeños que viven en los bosques: un hada, un duende, diversos animales.

Enviar Imprimir
Bohatta01.jpg
lunes, 27 de febrero de 2006

Existen libros infantiles muy apreciados por las personas más cercanas a los niños en sus primeros años, madres, abuelas, profesoras... Son libros afectivos, tanto en las imágenes como en el lenguaje, no del todo satisfactorios si se los enjuicia literaria o artísticamente, pero que duran y duran porque cumplen bien su función y porque los adultos que los disfrutaron cuando fueron niños, vuelven a ellos cuando son mayores y les llega el turno de compartir historias con chicos pequeños...

En el mundo de habla alemana, unos eficaces álbumes para pequeños de esa clase son los que publicó la vienesa Ida Bohatta (1900-1992) en las décadas centrales del siglo. Como no estaban editados en España y tienen interés histórico, la iniciativa editorial merece ser aplaudida. Sin embargo, al no tener arraigo popular en generaciones anteriores, y al perder la fuerza del idioma y de las referencias originales, y dado que su calidad no es excepcional, su éxito de ventas es dudoso.

Ida Bohatta. La casita de las raíces (In den Wurzelstübchen, 1932). Barcelona: ING, 2005; 28 pp.; trad. de Ignasi Roda Fabregas; ISBN: 84-89825-21-1. Además, otros álbumes son: Los animales del bosque en invierno, El doctor Cura-Sana, Las preocupaciones de los ratoncitos.

Enviar Imprimir
Bartolozzi.jpg
lunes, 30 de mayo de 2005

Se han publicado hace poco cuatro relatos de la serie de Salvador Bartolozzi sobre Pinocho, tal vez la mejor obra de la literatura infantil española de la primera mitad del siglo veinte. Vale la pena conocerlos por su categoría gráfica y porque tienen verdadera gracia. Eso sí, no se ajustan a todos los cánones actuales de lo políticamente correcto. Una oportuna reedición..., aunque bien estaría que se hiciera una completa.

Enviar Imprimir
WieseFlack.jpg
lunes, 28 de marzo de 2005

Un paso importante dentro de la historia del álbum ilustrado se dio la primera vez que un autor e ilustrador formaron tándem: Marjorie Flack y Kurt Wiese lo hicieron en La historia de Ping. Y otro posterior ocurrió la primera vez que un ilustrador pensó toda una estrategia para transformar un texto en un verdadero álbum, sin limitarse a poner imágenes a distintas escenas o a diseñar el aspecto que ofrecen conjuntamente imágenes y texto en cada página: de nuevo lo hizo Kurt Wiese con un texto de Claire Huchet Bishop titulado Cinco hermanos chinos. En la ficha de Bishop figura también Twenty and ten que, si no estoy confundido, es la primera historia que se publica sobre un tema que posteriormente dará lugar a no pocos libros semejantes: en la Francia ocupada unos chicos, a su modo y sin darse completa cuenta de lo que hacen, salvan a un grupo de chicos judíos de caer en manos nazis.

Enviar Imprimir
Beskow.jpg
martes, 8 de febrero de 2005

Nunca es tarde si la dicha es buena. Un álbum ilustrado firmado por Elsa Beskow en 1910, Los niños del bosque, se ha publicado en nuestro país por primera vez hace unos meses. Y también se ha hecho una nueva edición de otro álbum de 1905, Los niños de las raíces, de Sibylle von Olfers, que ya llevaba unos años en el mercado. Como estos dos álbumes hay muchos otros que son auténticas joyas históricas, calificables como imprescindibles para cualquier biblioteca, y que no han llegado al mercado español nunca. En esas estamos.

Enviar Imprimir
publicidad   política de privacidad   aviso legal   desarrollo