Este sitio emplea cookies de Google para prestar sus servicios, para personalizar anuncios y para analizar el tráfico. Google recibe información sobre su uso de este sitio web. Si utiliza este sitio web, se sobreentiende que acepta el uso de cookies. Entendido | Más información
Notas del archivo 'Álbumes (prelectores)' :: bienvenidosalafiesta ::    
bienvenidos a la fiesta
Archivo por temas:
CominSubenBajan.jpg
lunes, 27 de noviembre de 2017

Dos álbumes que presentan situaciones contrarias: Opuestos, de Ana Palmero, y Suben y bajan, de Martan Comin.

El primero, que pertenece a la misma familia y está ilustrado igual que Cuéntame y Búscame, presenta, sencillamente, imágenes de conceptos enfrentados: grande-pequeño, subir-bajar, pocos-muchos, arriba-abajo, etc.

En el segundo, la narradora habla de cosas que siempre bajan, los frutos maduros, y cosas que siempre suben, como el humo de las chimeneas; pero también de que las emociones suben y bajan; o de que, a veces, bajando, encuentras impulso para subir…, o al revés. Las ilustraciones son geométricas, contundentes, y resultan claras; las palabras se corresponden con algunas ilustraciones pero hay más imágenes con ejemplos que no se nombran y que amplían lo expuesto. Al final, la autora indica que los textos y reflexiones del álbum se inspiran en el libro del Tao Te Ching, escrito por Lao Tse, en el que se funda el taoísmo.

Ana Palmero. Opuestos (2017). Barcelona: Ekaré, 2017; 28 pp.; ISBN: 978-980-257-382-0. [
Vista del álbum en amazon.es]
Marta Comin. Suben y bajan (2017). Barcelona: A Buen Paso, 2017; 32 pp.; ISBN: 978-84-946368-8-2. [
Vista del álbum en amazon.es]

Enviar Imprimir
ArrheniusAnimales.jpg
lunes, 11 de septiembre de 2017

Ingela P. Arrhenius, una conocida diseñadora sueca, es autora de Animales, un libro de gran formato cuyas páginas son como (y pueden ser convertidos en) extraordinarios pósteres de distintos animales. Cada uno va en una página distinta y se nombran con una tipografía coherente con la forma en que se representan: la s de Serpiente es la misma que vemos en su figura, la c de Cerdo es el rabo del cerdo que se representa, las letras de Cebra tienen rayas verticales, etc.

Otros dos libros para prelectores de la autora, en los que se aprecia bien su querencia por el estilo retro de los años 50 y 60, son ¿Dónde está el señor búho? y ¿Dónde está la señora gallina? En ellos, para responder a cada una de las preguntas que se van haciendo distintos animales que miran desde la página izquierda, se ha de levantar un fieltro en la página derecha para ver qué animal se oculta debajo. Finalmente, y como es habitual en muchos libros de esta clase, hay un «espejo» en la última doble página.

Ingela P. Arrhenius. Animales (Animaux, 2015). Barcelona: Coco Books, 2015; 36 pp.; ISBN: 978-84-943746-9-2. [Vista del libro en amazon.es]
Ingela P. Arrhenius. ¿Dónde está el señor búho? (Where’s Mr Owl, 2017). Barcelona: Timun Mas, 2017; 10 pp. en cartoné; ISBN: 978-84-08-16500-2. [
Vista del libro en amazon.es]
Ingela P. Arrhenius. ¿Dónde está la señora gallina? (Where’s Mrs Hen, 2017). Barcelona: Timun Mas, 2017; 10 pp. en cartoné; ISBN: 978-84-08-16499-9. [
Vista del libro en amazon.es]

Enviar Imprimir
AlemagnaBubu.jpg
lunes, 19 de junio de 2017

El pequeño Gran Bubú, de Beatrice Alemagna, se puede leer como una continuación de ¡Buen viaje, bebé! pues su protagonista es algo mayor... En este caso, el pequeño Gran Bubú es un ser (no reconocible) que se presenta a sí mismo como un niño GRANDE, ya con ojos grandes, nariz grande, cuatro dientes…, y que presume, por ejemplo, de que cuando va a un restaurante ya solo necesita un cojín. Al final, incluso da una prueba externa de que sí es un niño GRANDE. El relato, bienhumorado en el planteamiento y en las imágenes, muchas mostrando primeros planos del protagonista, es un pretexto más para una lectura compartida y teatralizada con el niño.

Beatrice Alemagna. El pequeño Gran Bubú (Little Big Boubou, 2014). Barcelona: Corimbo, 2017; 36 pp.; trad. de Ana Galán; ISBN: 978-8484705598. [Vista del libro en amazon.es]

Enviar Imprimir
RuzzierDosRatones.jpg
lunes, 5 de junio de 2017

Dos ratones, de Sergio Ruzzier, es un álbum amable para los más pequeños y de construcción más compleja de lo que parece. La narración se apoya en la sucesión de las imágenes que van acompañadas, simplemente, de algunas palabras sin enlazar unas con otras: «Dos ratones / tres pastas / tres barcas, dos remos / un barquero / un nido, dos huevos / tres patitos…». Son simpáticas las figuras de los personajes, atraen sus andanzas y sus pequeñas reacciones de pillería, comodidad o enfado, y el pequeño argumento tiene tensión. En este comentario al libro hay una explicación del autor de por qué los números se limitan del uno al tres: podrían ser más sin dificultad pero la idea es repetirlos una y otra vez dejándose llevar por el ritmo de las palabras. Como suele ocurrir con muchos álbumes así, habrá quienes piensen que tal vez es mucho libro para tan poco contenido, por más que el formato sea pequeño: es decir, es un libro de los que vale la pena pedir en la biblioteca primero y hay que pensarse un poco más si comprarlo según cuál sea la aceptación del lector pequeño...

Sergio Ruzzier. Dos ratones (Two Mice, 2015). Barcelona: A buen paso, 2017; 32 pp.; trad. de Lara Meana; ISBN: 978-84-945038-9.4. [Vista del libro en amazon.es]

Enviar Imprimir
MilerTopito1.jpg
lunes, 22 de mayo de 2017

Hablé hace tiempo de Zdeněk Miler y veo que se han publicado ahora dos álbumes más, en formato pequeño y en cartoné, del mismo personaje: Topito y la sorpresa y Topito y las galletas, con relatos de Kateřina Miler. En el primero, Topito y su amigo Pinzón encierran a tres gusanos que se han comido una flor pero cuando van a liberarlos tienen una sopresa. En el segundo hacen galletas con mermelada de ciruelas e invitan a los amigos. Como es lógico en libritos para prelectores, el ilustrador se ha propuesto que sean amables, que sus héroes sean tipos activos de aspecto gracioso y que desprendan simpatía —pues no dejan de sonreír—. Topito, un personaje negro y con ojos grandes, destaca contra el fondo de una rica vegetación, y lo mismo cabe decir de su amigo Pinzón, de cara blanca y pelo azul. Debajo de las imágenes hay unos pequeños párrafos rimados que van sobre fondo blanco: los autores desean ponérselo fácil a sus lectores naturales.

Zdeněk Miler. Topito y la sorpresa (Krtek a léto, 2006) y Topito y las galletas (Krtek a podzim, 2007). Texto de Kateřina Miler. Barcelona: Ekaré, 2016; 12 pp. en cartoné; trad. y adaptación de Lugarda Sola; ISBN: 978-84-945735-5-2 y 978-84-945735-6-9. [Vista del primero en amazon.es] [Vista del segundo en amazon.es]

Enviar Imprimir
GravettDepesca.jpg
lunes, 6 de junio de 2016

El oso y la liebre: ¡De pesca! y ¿Dónde está el oso?, son dos álbumes nuevos de Emily Gravett. En el primero los dos amigos van de pesca con cañas y reces: lo intentan una y otra vez con poco éxito… En el segundo juegan al escondite: el oso no es muy hábil en sus intentos de ocultarse y, en cambio, sí lo es la liebre… Son dos álbumes amables, sin la sofisticación posmoderna o el humor más sarcástico de otros álbumes de la autora, que se apoyan en unos extraordinarios dibujos, en la simpatía que desprenden los personajes, y en unos desenlaces satisfactorios para los más pequeños.

Emily Gravett. El oso y la liebre, ¡De pesca! (Bear and Hare Go Fishing, 2015). Barcelona: Picarona, 2016; 32 pp.; ISBN: 978-8416117833. [Vista en amazon.es]
Emily Gravett. ¿Dónde está el oso? (Bear and Hare: Where’s Bear, 2015). Barcelona: Picarona, 2016; 32 pp.; ISBN: 978-8416117840. [
Vista en amazon.es]

Enviar Imprimir
PerezHerEscRoja2.jpg
lunes, 2 de noviembre de 2015

La escalera roja,
de Fernando Pérez Hernando, es un álbum bienhumorado para prelectores. Su protagonista es un pájaro curioso que lleva siempre con él una escalera para poder subir a los tejados, a las nubes, incluso a la luna. Lógicamente, la escalera también le sirve para bajar. Pero un día pierde la escalera y no sabe qué hacer hasta que un conejo espabilado, que le había observado anteriormente, le da la solución.

Como sucede con muchos relatos para los más pequeños, este también produce la impresión de que se basa en una idea elemental… una vez que uno ha leído el libro. Para sus lectores naturales es eficaz el ritmo acumulativo, ascendente y descendente, del relato. Puede hacerles pensar, también, no sólo en que tienen capacidad de hacer más cosas de las que piensan, como le ocurre al pájaro, sino en la importancia que tiene observar con atención, como el conejo.

Fernando Pérez Hernando. La escalera roja (2015). Pontevedra: Kalandraka, 2015; 36 pp.; col. Libros para soñar; ISBN: 978-8484649496. [Vista del libro en amazon.es]

Enviar Imprimir
BeeTrainGoes2.jpg
lunes, 17 de agosto de 2015

Después de leer Cuidado con la rana vi en la biblioteca And the train goes…, de William Bee. Es un rítmico y bienhumorado álbum para prelectores que muestra en su portada la parte de delante de un tren antiguo, de carbón, y el mismo tren, por detrás, en la contraportada. La vía del tren da continuidad a todas las ilustraciones: la primera escena es la estación con la gente esperando, luego se ve la máquina del tren y, en sucesivas imágenes, se muestran vagones con distintos pasajeros: soldados, niños, niñas, señoras, hombres de negocios, gallinas…

La secuencia de ilustraciones es, en apariencia, sencilla pero, a la vez, está muy bien construida para sorprender con su desenlace al lector atento. Las figuras rechonchas, vestidas con elegancia del pasado, son simpáticas. El fondo azul suave del cielo sólo se ve interrumpido por algunas nubecillas y, contra ese fondo, van las palabras que presentan cada imagen, dos o tres líneas sonoras en cada doble página, y en negrita las cosas que alguien dice o los ruidos que se producen.

William Bee. And the train goes… (2007). London: Walker Books, 2008; 28 pp.; ISBN: 978-1-4063-1247-8.

Enviar Imprimir
KoharaPeqMago2.jpg
lunes, 25 de mayo de 2015

Dos álbumes de Kazuno Kohara: Jack Escarcha y El pequeño Mago. El primero habla de un niño que, durante el invierno, se hace amigo de Jack, «una figura blanca que estaba cubriendo toda su casa de hielo y escarcha» hasta que, al final del invierno se rompe el hechizo y deben despedirse. En el segundo el pequeño Mago está preocupado porque no puede volar, pero se hace amigo de un dragón y, cuando ve a un caballero que va en busca del dragón, decide avisarle…

Gráficamente son álbumes muy parecidos a La biblioteca nocturna. En ellos las imágenes son como grabados, la autora juega con colores limitados, usa iguales recursos al disponer las ilustraciones en las dobles páginas, las figuras también se parecen. Del mismo modo, los personajes resultan atrayentes para los lectores pequeños y los argumentos no son intensos —o, si se quiere, no plantean conflictos que se perciban como serios— pero son amables y plantean de modo sencillo relaciones de amistad.

Kazuno Kohara. Jack Escarcha (Jack Frost, 2009). Barcelona: Picarona, 2015; 28 pp.; trad. de Joana Delgado; ISBN: 978-84-16117-14-7. [Vista del libro en amazon.es]
Kazuno Kohara. El pequeño Mago (Little Wizard, 2010). Barcelona: Picarona, 2015; 28 pp.; trad. de Joana Delgado; ISBN: 978-84-16117-15-4. [Vista del libro en amazon.es]


Enviar Imprimir
NovoaKeselPinoPina2.jpg
lunes, 5 de enero de 2015

Dos simpáticos álbumes con distintos registros tanto por parte de la ilustradora como de la escritora: Pino quiere a Nina y Conejos de etiqueta, ambos de Teresa Novoa y Gabriela Keselman. Los protagonistas del primero son dos pingüinitos, Pino y Pina: Pino desea darle a Pina una sorpresa y busca un ramo de flores para regalárselo, pero las cosas no salen como quiere. Los del segundo son veinte conejos pequeños cuyos padres se marchan y los dejan al cuidado de la abuela Conejo: aunque le dan toda clase de instrucciones sobre cada conejito, la abuela pierde las notas que tomó y tiene que improvisar según se le presentan las dificultades.

Son historias sencillas y eficaces, tanto narrativa como gráficamente. La primera, que trata sobre amabilidad y es más para niños, se cuenta con imágenes llenas de colorido compuestas con figuras de tamaño grande y primeros planos de las caras. En cambio la segunda, escrita con un ojo puesto en los adultos, un elogio de la sabiduría de las abuelas y un reproche a la costumbre de poner etiquetas a los niños, contiene muchas figuras en la mayoría de las ilustraciones. En ambas, las ilustraciones están bien armonizadas con el contenido y con la disposición de los bloques de texto.

Teresa Novoa. Pino quiere a Nina (2006). Texto de Gabriela Keselman. Zaragoza: Edelvives, 2006; 26 pp.; 1 CD; ISBN: 84-263-6161-7. [Vsita del libro en amazon.es]
Teresa Novoa. Conejos de etiqueta (2004). Texto de Gabriela Keselman. Madrid: SM, 2004; 58 pp.; col. El Barco de Vapor, serie blanca; ISBN: 84-348-6134-8. [Vista del libro en amazon.es]


Enviar Imprimir
ElenaDoumMinic2.jpg
lunes, 10 de noviembre de 2014

Al leer los Minicuentos de animales con pictogramas, con ilustraciones de Horacio Elena y textos de Beatriz Doumerc y Gabriel Barnes, me preguntaba, una vez más, dos cosas: una, cuál será la eficacia real de los libros para pequeños con pictogramas o dibujitos en medio del texto; y otra, si tiene alguna virtualidad particular la fea tipografía con letras como de caligrafía infantil. Y me respondo que cuando bastantes editoriales recurren a las dos cosas, se ve que hay quienes piensan que son recursos apropiados y eficaces, aunque yo no lo tenga claro del todo.

El libro que digo son dos volúmenes que contienen 30 relatos cortitos, todos protagonizados por animales humanizados. En las páginas izquierdas van unas pocas líneas de texto en las que se sustituyen algunas palabras por dibujitos, y en las páginas derechas van ilustraciones más grandes que a veces invaden el otro lado. Al principio de cada cuento hay un diccionario de pictogramas para las palabras que se usarán en él, y al final de cada libro hay un diccionario con todos los pictogramas. Los relatos son historias pequeñas de vida, digamos, cotidiana. El texto contiene rimas fáciles entre palabras, a veces ya desde el título: «El pingüino Pepino», «El grillo Cepillo», etc. Los dibujos, sueltos y eficaces, de ilustrador muy experto, tienen los aires disneyanos típicos, por lo que gustarán a muchos.

Horacio Elena. Minicuentos de animales con pictogramas (2014). Textos de Beatriz Doumerc y Gabriel Barnes. Madrid: Bruño, 2014; son 2 libros de 320 y 303 pp.; ISBN: 978-84-696-0012-2 y 978-84-696-0015-3. [Vista del tomo I en amazon.es]

Enviar Imprimir
BartonGallRoja2.jpg
lunes, 31 de marzo de 2014

Un álbum para prelectores de hace algún tiempo que se ha reeditado hace pocos meses: La gallinita roja, de Byron Barton. Sus protagonistas son cuatro amigos: un cerdo, un pato, un gato y una gallinita roja con tres pollitos. La historia es conocida: la gallinita encuentra un poco de grano y va proponiendo a sus amigos que le ayuden a plantarlo, a segar el trigo, a trillarlo, a moler los granos, a hacer pan… Y ninguno se muestra dispuesto a dejar de jugar. Pero, cuando se trata de comer el pan…

El álbum no parece gran cosa… pero es eficaz para sus destinatarios. Cada uno de los personajes se representa con un color primario. Las figuras son elementales, como recortables. El autor apuesta por la sencillez gráfica y narrativa: con naturalidad da información sobre las distintas actividades que se van viendo en las imágenes y se concluye la historia con una lección para la vida típica de las fábulas y tan permanente como ellas.

Una versión irónica del mismo relato, titulada El pollo rollo, está en El apestoso hombre queso...

Byron Barton. La gallinita roja (The Little Red Hen, 1993). Barcelona: Corimbo, 2013; 36 pp.; trad. de Julia Vinent; ISBN: 978-84-8470-0777.

Enviar Imprimir
TulletSinTitulo2.jpg
lunes, 24 de marzo de 2014

Sin título me ha hecho pensar que Hervé Tullet está dispuesto a explorar todas las posibilidades metafictivas de los álbumes para prelectores. Lo asombroso es lo bien que lo hace: sus historias funcionan bien con el lector pequeño y el lector adulto las disfruta porque, además del talento compositivo que demuestran el argumento y las ilustraciones, no hay en ellas nada pretencioso y, sin duda, son útiles para la formación literaria de los destinatarios.

En las primeras guardas vemos a dos muñecos esbozados malamente, un cerdo y un hada, jugando con una pelota. En la segunda doble página miran al lector y el hada dice: «¡Eh, mira! ¡Nos están mirando!». En la siguiente, el cerdo mira hacia atrás y exclama: «¡Pandilla!, ¡Venid a ver esto!»; y el hada dice: «¡¡¡Hay gente… que ha abierto el Libro!!!». Luego aparecen otros personajes y le dicen al lector que por qué no vuelve más adelante, cuando ya estén acabados… Total, que las criaturas de ficción van a ver al autor y le piden que haga una historia bien hecha ya que hay lectores esperando. Y, como se podía esperar, las imágenes del autor son dibujos con la cara de Tullet.

Hervé Tullet. Sin título (Sans titre, 2013). Madrid: Kókinos, 2013; 68 pp.; trad. de Esther Rubio; ISBN: 978-84-92750-96-2. [Vista del libro en amazon.es]

Enviar Imprimir
HillsRocEscribe2.jpg
lunes, 17 de febrero de 2014

Después de aprender a leer, Roc escribe una historia, cuenta Tad Hills. La narración comienza con un «Roc amaba los libros» (aunque la imagen nos lo muestra dormido encima de ellos). Luego nos dice que «a Roc también le gustaban las palabras» y cómo las busca, las escribe en tarjetas y las cuelga en un árbol. Más tarde, Roc tiene una idea: escribir una historia.

Álbum que consigue sus objetivos. Por un lado, tiene un personaje simpático, las ilustraciones tienen calidad y atraen, la historia tiene gracia, el final está conseguido. Por otro, sirve para presentar de modo cordial la lectura y la escritura. Tiene interés como recurso para quienes desean ayudar a los niños pequeños pues es amable y animante, tal vez lo mejor que se puede decir de un libro para primerísimos lectores.

Tad Hills. Roc escribe una historia (Rocket writes a Story, 2012). Barcelona: Juventud, 2013¸ 32 pp.; trad. de Anna Gasol: ISBN: 978-84-261-4001-2. [Vista del álbum en amazon.es]

Enviar Imprimir
ChaudBadescuPomCrece2.jpg
lunes, 11 de noviembre de 2013

Tenía pendiente, desde hace tiempo, traer aquí a Pomelo, un pequeño elefante que transmite optimismo, creado por Ramona Badescu y Benjamin Chaud.
Enviar Imprimir
AmantBrujMimi2.jpg
lunes, 10 de junio de 2013

La brujita Mimí aprende un hechizo para dormir y La brujita Mimí no tiene miedo… ¿o sí?, de la holandesa Kathleen Amant, son dos álbumes con temas habituales en los libros para pequeños.

En el primero Mimí va a la escuela de magia y allí le enseñan un hechizo para dormirse de inmediato; vuelve a casa encantada (y, seguramente, sus padres también). En el segundo nos asegura que no tiene miedo pero, cuando se acuesta, hay muchos ojos que la miran, que resultan ser de sus juguetes pero también de alguien más.

Las ilustraciones son grandes y están bien compuestas, las figuras son contundentes, el tono de los relatos es amable, y la lectura es fácil para cualquiera. ¿Son geniales? No. ¿Cumplen bien su función? Sí. Y es que así como hay álbumes para pequeños que no parecen estar hechos para alegrar la vida de los niños y sus padres, estos sí.

Kathleen Amant. La brujita Mimí aprende un hechizo para dormir (Heksje Mimi tovert iedereeb in slaap, 2012) y La brujita Mimí no tiene miedo… ¿o sí? (Heksj Mimi is (niet) bang, 2012). Madrid: MacMillan, 2013; 26 pp.; trad. de Nadine Beliën y adaptación de Roberto Aliaga; ISBN: 978-84-15656-45-6 y 978-84-15656-44-9.

Enviar Imprimir
DenouTeoPP.jpg
lunes, 25 de junio de 2012

Si alguien, en vez de animales humanizados prefiere personajes humanos en los libros para prelectores puede optar por Teo, de Violeta Denou, no tan antiguo como Miffy,  pero sí de más edad que Maisy o el señor Coc.

Enviar Imprimir
LodgeMuevaseCoc.JPG
lunes, 18 de junio de 2012

Uno de los personajes más populares entre prelectores es el cocodrilito señor Coc, de Jo Lodge. Sus libros están bien compuestos, son simpáticos, tienen solapas y desplegables, y tratan todos los temas que uno pueda imaginar. A la derecha, portada de uno de los álbumes que ha salido este año en España.

Enviar Imprimir
ElzbietaTureli.JPG
martes, 17 de abril de 2012

Elzbieta
es una muy buena ilustradora y eso se aprecia también en Turelí, Tureló, una narración ingenua y amable que cuenta siete momentos protagonizados por un niño y una niña muy parecidos, Lilí y Totó, junto con un pajarito que acaba construyendo su nido en un árbol. Las figuras están dibujadas en negro sobre fondos blanco y amarillo, y las escenas, muy simples, tienen frescura. Como relato, para mí al menos, no tiene mucho sabor pero, como es un texto para ser leído a y con niños pequeños en voz alta, su encanto dependerá mucho del espíritu de juego y del talento lector del adulto que lo transmita. No sé cuánta es la gracia y la sonoridad del original francés.

Elzbieta. Turelí, Tureló (Petit-frére et petite-soeur, 2001). Barcelona: Ekaré, 2011; 98 pp.; trad. de Verónica Uribe; ISBN: 978-84-939138-4-7.

Enviar Imprimir
RuedaNo.jpg
lunes, 17 de mayo de 2010

Si ahora mismo tuviera que decir cuál es el mejor álbum para pequeños de los últimos meses, no tendría dudas: NO, de Claudia Rueda. Relato mínimo, ilustraciones sobresalientes, texto exacto, emociones justas, todo en su sitio.

Enviar Imprimir
DumbarPing.jpg
lunes, 20 de octubre de 2008

Para muchos pequeños lectores los álbumes ayudan a educar los sentimientos en el sentido de que sirven para reconocer los propios sentimientos en los personajes de ficción y para descubrir cómo algunos personajes reaccionan de manera diferente a la propia. En esa dirección, pero no sólo en esa, un álbum excelente: Pingüino, de Polly Dunbar.

Enviar Imprimir
HalleBankZorri.jpg
lunes, 31 de marzo de 2008

Uno de los intereses presentes en muchos álbumes para prelectores y primeros lectores es explicar a los destinatarios niños las etapas de su propio crecimiento. A eso se dirige un álbum pictórico más de Georg Hallensleben y Kate Banks: El zorrito. Su argumento es fácil: nace un zorro y al principio sólo mira; luego quiere salir pero sus padres le dicen que aún no está preparado; luego salen juntos y sus padres le van enseñando a encontrar alimentos, a reconocer el peligro, a no hacer cosas que aún no puede hacer, a ocultar rastros; el zorrito va siendo más fuerte y hábil hasta que sabe cazar solo, alimentarse solo y enterrar su comida, a esconderse en los matorrales y correr; y cuando se siente preparado y sus padres también saben que ya lo está, se marcha. La misma lección de muchos álbumes: sencillez en el argumento y buenas ilustraciones, nada de juegos inútiles con la tipografía ni de alardes compositivos...

Georg Hallensleben. El zorrito (Fox, 2007). Texto de Kate Banks. Barcelona: Juventud, 2007; 36 pp.; trad. de Élodie Bourgeois Bertín; ISBN: 978-84-261-3591-9.

Enviar Imprimir
carleDoyouWant.jpg
lunes, 3 de diciembre de 2007

Otro álbum de Eric Carle que se publica en España: ¿Quieres ser mi amigo? En sus páginas derechas se muestra un ratoncito que ve distintas colas y va preguntando a los animales correspondientes si quieren ser sus amigos; en las páginas izquierdas sucesivas se van aclarando los acertijos; Carle añade, además, una intriga: ¿qué es la misteriosa franja verde que recorre la parte inferior de todas las páginas?

Una vez más, el autor sabe componer una buena historia que, al mismo tiempo, engancha, tiene calidad gráfica y proporciona información al lector pequeño. La fórmula estructural que usa es de una probada eficacia, como se puede ver, entre otros ejemplos, en ¿De quién es este rabo?, Historia sin fin¿Qué harías con una cola como esta?...

Eric Carle. ¿Quieres ser mi amigo? (Do you want to be my friend?, 1976). Madrid: Kókinos, 2007; 36 pp.; adaptación de Esther Rubio; ISBN: 978-84-96629-48-6.

Enviar Imprimir
HallenslCA.jpg
lunes, 20 de marzo de 2006

Entre los ilustradores que apuestan por entregar a los más pequeños unos álbumes pictóricos, poderosos y serenos a la vez, se puede mencionar a Georg Hallensleben. No hace mucho se ha publicado La gran casa azul, un álbum de vida cotidiana sin la pegada de otros anteriores suyos, como Cierra los ojos o las historias de Gaspar en Venecia y Lola en Nueva York, pero que también es valioso.

Georg Hallensleben. La gran casa azul (The Great Blue House, 2005). Texto de Kate Banks. Barcelona: Juventud, 2005; 35 pp.; trad. de Christiane Reyes; ISBN: 84-261-3484-X.

Enviar Imprimir
Freymann.jpg
lunes, 19 de septiembre de 2005

Un buen ejemplo de un álbum para prelectores original, gracioso e inteligentemente compuesto, es Vegetal como sientes, de Saxton Freymann y Joost Elffers. Además tiene algo de introducción a la educación sentimental, de mini-manual bienhumorado de aprendizaje de la empatía. Puede crear sentimientos de culpa en los vegetarianos, aviso.

Enviar Imprimir
publicidad   política de privacidad   aviso legal   desarrollo