Este sitio emplea cookies de Google para prestar sus servicios, para personalizar anuncios y para analizar el tráfico. Google recibe información sobre su uso de este sitio web. Si utiliza este sitio web, se sobreentiende que acepta el uso de cookies. Entendido | Más información
Nota: 'Reglas para la conversación' :: bienvenidosalafiesta ::    
bienvenidos a la fiesta

sábado, 24 de noviembre de 2007

Reglas para la conversación


Así describe Umberto Eco las reglas conversacionales de Paul Grice:

«Máxima de la cantidad: haz que tu contribución sea tan informativa como lo requiera la situación de intercambio. Situación cómica: “¿Sabe usted la hora?” “Sí”.

Máxima de la calidad: a) no decir lo que se crea que es falso. Situación cómica: “Dios mío, te lo ruego, dame una prueba de tu existencia”; b) No decir nada de lo cual no se tengan pruebas adecuadas. Situación cómica: “El pensamiento de Maritain me resulta tan inaceptable como irritante. ¡Menos mal que no he leído ninguno de sus libros!”

Máxima de la relación: Sé pertinente. Situación cómica: “¿Sabes conducir una lancha?” “Por supuesto. Hice la mili en los Alpes”.

Máximas de la manera: Evita las expresiones oscuras y ambiguas, sé breve y evita prolijidades inútiles, sé ordenado». Eco no pone ningún ejemplo pues, a fin de cuentas, esto sucede y nos sucede continuamente, pero no me resisto a poner uno, un comentario que me hicieron el otro día: «Es que tiene una enfermedad muy patológica».

Umberto Eco. «Lo cómico y la regla», La estrategia de la ilusión (Semiologia cotidiana, 1973-1977-1983). Barcelona: Lumen, 1996, 2ª ed.; 288 pp.; col. Palabra en el tiempo; trad. de Edgardo Oviedo; ISBN: 84-264-1164-9.

Enviar Imprimir

publicidad   política de privacidad   aviso legal   desarrollo