Este sitio emplea cookies de Google para prestar sus servicios, para personalizar anuncios y para analizar el tráfico. Google recibe información sobre su uso de este sitio web. Si utiliza este sitio web, se sobreentiende que acepta el uso de cookies. Entendido | Más información
Nota: 'La luz de los poetas' :: bienvenidosalafiesta ::    
bienvenidos a la fiesta

sábado, 30 de abril de 2011

La luz de los poetas


Chesterton
:
 «Detrás de nuestras vidas hay un abismo de luz, más cegador e insondable que cualquier abismo de oscuridad: es el abismo de la actualidad, de la existencia, del hecho de que las cosas son verdaderas y de que nosotros somos increíblemente, y a veces incrédulamente, reales. Es el hecho fundamental del ser contra el no ser: es inimaginable, pero no podemos dejar de imaginárnoslo, aunque algunas veces no lo imaginemos ni, muy especialmente, lo agradezcamos. Quien haya comprendido esta realidad sabrá que prepondera hasta el infinito sobre toda recusación de la negación, y que, debajo de todo cuanto pudiera negarse, existe una subconsciente realidad de gratitud. Esa luz de lo positivo es la que atañe a los poetas, porque bajo esa luz ven todas las cosas más que los demás hombres. Chaucer fue hijo de la luz, no hijo del crepúsculo, de ese crepúsculo rojo del que pasa por el amanecer de una revolución, o de ese crepúsculo gris del que pasa por la agonía de una decadencia social. Fue el heredero directo de algo que los católicos llaman Revelación, ese resplandor del mundo que se nos otorgó cuando Dios vio que el mundo era bueno. Y en tanto los artistas nos deslumbren con resplandores así, nada importa que sean fragmentarios o triviales, que resulten del propio hecho de que un poeta de corte medieval aprecie una margarita, o de que describa como en relámpago de radiante claridad de luna al enamorado “que no durmió más de lo que duerme el ruiseñor”. Estas cosas pertenecen al mismo mundo de maravilla en que se dio la maravilla fundamental al propio principio del universo». (Chaucer)

Enviar Imprimir

publicidad   política de privacidad   aviso legal   desarrollo